Última hora terrible. Y va de Sara Carbonero. “Ha pasado”. Y es muy malo

Sara Carbonero

Iker Casillas, que sufrió un infarto el pasado mes de mayo, llevaba tiempo preparándose para volver a los terrenos de juego. Sin embargo, los expertos le apuntaron que la posibilidad de regresar al fútbol de élite estaba muy complicada, por lo que habría decidido trazar el plan B de la presidencia de la Real Federación Española de Fútbol. Señalan desde su entorno que no llevaría nada bien el hecho de desaparecer del foco mediático.

Por eso el esposo de Sara Carbonero lleva tiempo preparando su candidatura a la presidencia de la RFEF. Los comicios se celebran el próximo mes de marzo y su rival será Luis Rubiales.

Sea como sea, Iker lleva días trabajando a destajo en esta candidatura. El de Móstoles lleva semana buscando los votos y apoyos necesarios para vencer el duelo con Rubiales. Sin embargo, parece que el asunto se le complica seriamente.

El portero cuenta con los votos de los jugadores de David Aganzo, presidente de la AFE, que serían 13. Y también con 17 de los 20 equipos de Primera División. Estos serían los aliados de Javier Tebas. Sin embargo, cuando ha ido a buscar más votos, se ha encontrado con unos cuantos portazos.

Traicionado

Iker llamó David Villa. Y no una sola vez, sino dos. Pero el asturiano también se negó. En ambas ocasiones.

También contactó con  Xavi Hernández, pero el catalán le dijo que no. El ex del Barça antepuso su amistad con Rubiales a la que tiene con Casillas.

Otro de los que esperaba conseguir era el de Fernando Hierro. Pero el ex madridista tampoco está por la labor. Le ha dejado claro al de Móstoles que su voto es para Rubiales.

Con el que sí cuenta es con el apoyo de Miguel Torres. Pero el amante de Paula Echevarría no tiene voz ni voto. En eso de la Federación, decimos.

View this post on Instagram

Visit Porto 🇵🇹 #buenastardes✌

A post shared by Iker Casillas (@ikercasillas) on

Iker Casillas se lo replantea

Así las cosas, Iker cuenta de momento solo con unos 32 votos, cuando desde la Asamblea de la Federación señalan que necesitaría un total de 71 para acceder a la presidencia.

Tanto es así que, según cuentan desde el entorno del meta, Casillas estaría planteándose retirar su candidatura y esperar a 2024 para volver a presentarse. Podía pasar y, como afirman, “ha pasado”. Y es que para entonces el marido de Sara Carbonero habrá tenido tiempo para preparar su candidatura en condiciones y también para reclutar más aliados.